La creatividad necesita diversión. Punto. Limitar la diversión es limitar la creatividad (y la alegría). Y una forma infalible de estimular la creatividad es JUGAR. Es el método más simple y efectivo para estimular nuestro lado creativo de manera distendida y sin presiones.

 

El juego y las actividades que solo hacemos por diversión son la forma más radical (y liviana) de poner en movimiento esa capacidad lúdica que muchas veces dejamos olvidada en la infancia. Entonces ocurre lo peor; nos volvemos serios, diligentes y aburridos al punto de ignorar por completo esa llamada a «jugar por jugar» sin más pretensión que divertirnos.

 

En lugar de hacernos un tiempo para divertirnos, nos dejamos llevar por la inercia y el aburrimiento que implica solo hacer cosas útiles o productivas.

 

LA MAGIA COMIENZA CUANDO ENTRÁS EN ACCIÓN

Pero si nos damos permiso para sacudir la rutina, la creatividad fluye y la magia simplemente sucede. ¿Cómo? Dedicando un tiempo para jugar, hacer tonterías o simplemente divertirnos. No tiene que ser algo complejo o demasiado planeado, sino algo que nos encienda y nos llene de energía:

  • Escuchar música
  • Bailar
  • Hacer disparates (por ejemplo, contestar el teléfono de manera inesperada como el siempre gracioso “pizzería”)
  • Crear un meme

Se trata de hacer algo que te entusiasme o te divierta o te haga reír. Esa energía creativa en acción me refresca por completo.

 

TOP 5: LA DIVERSIÓN ESTIMULA LA CREATIVIDAD

Sé por experiencia propia que 15 minutos al día son suficientes para hacer algo que encienda mi imaginación y me divierta. Estos son algunos ejemplos:

 

1. UNA APP DE JUEGOS: DESIGN HOME

Este juego es ideal para cuando quiero tomarme un break creativo mientras, por ejemplo, espero en un consultorio. Con la app Design Home me convierto en decoradora de interiores unos minutos al día y, sin presiones, activo mi lado creativo desde otro lugar.

 

2. UNA SUSCRIPCIÓN: CÓMO FUNCIONAN LAS COSAS

Ya no recuerdo bien cómo lo descubrí, pero de inmediato me fascinó la propuesta de Valentín Muro. Su newsletter semanal, bautizado “Cómo funcionan las cosas”, es interesantísimo de leer. Y logra con su cometido: contagiar su curiosidad por entender cómo funciona el mundo y sus cosas. Desde cómo funcionan los rumores, hacer un regalo o anotar un libro hasta cómo funcionan los volcanes, bostezar o aprender un idioma.

 

3. UNA COREO PARA BAILAR: ¡HOLA YOUTUBE!

La fuente inagotable de opciones para divertirse, no hay dudas, con cientos de miles de videos disponibles on demand. Cuando quiero bailar un rato sin pensarlo demasiado, busco alguna de las bizarras coreografías de Just Dance donde cowboys, gente disfrazada de osos o lookeadas de cazafantasmas te enseñan a seguir el ritmo y a aprender paso a paso cómo bailar la canción. Es un clásico de los cumpleaños infantiles que nunca defrauda cuando necesito simplemente bailar un rato.

 

4. UNA HERRAMIENTA PARA GARABATEAR: QUICK DRAW

Siempre me gustó dibujar, pero digamos que es una actividad que me da un poco de vértigo. Hasta que descubrí Quick Draw, una aplicación web que te pide dibujar seis objetos en pocos segundos. Casi un Pictonary. Es una carrera de destreza contrarreloj usando el mouse o el dedo sobre la pantalla pero que, según vas dibujando, un algoritmo se va entrenando para adivinar cuál es el objeto dibujado incluso antes de que lo termines. ¿Cómo lo hace? Es un experimento de Inteligencia Artificial de Google: una red neuronal que se alimenta de simples dibujos de objetos y aprende a identificarlos gracias a la base de datos formada por los trazos de millones de personas.

 

5. UNA CONSIGNA A RESOLVER

Como si se tratara de una misión, siempre uso consignas creativas cuando quiero entrar en ritmo de escritura. Tengo un montón de libros y journals creativos, pero también aplico la magia de Google para encontrar nuevas propuestas. Como parte de esta búsqueda creé el set de cartas con actividades y consignas creativas que acompaña las CREATIVE BOX DE INSPIRACIÓN.

 

Ahora me encantaría saber cuáles son los recursos que usás para encender tu lado creativo de manera distendida. No debemos olvidar que hacer, experimentar, descubrir, probar algo de primera mano… siempre nos impulsa a la acción. Y la acción es el mejor antídoto contra el miedo y la parálisis.

 

Compartí qué te gusta hacer solo por diversión en los comentarios. Estoy segura que tus palabras pueden inspirar y alentar a otros. Y si lo hacés en las redes, podés usar el hashtag #ladocreativo y etiquetar a @ladocreativo.club así nos enriquecemos entre todos este viaje de aprender y desarrollar el hábito creativo.

 

5 PASOS PARA DESARROLLAR EL HÁBITO CREATIVO

En esta guía gratuita te ayudo a dar los primeros pasos para explorar tu potencial creativo. Son simples y se adaptan a todas las agendas.

¡Salí de tu zona de confort, que es donde las cosas buenas pasan!

¡Gracias! Accede al material haciendo click aquí.
Descargar